La Realidad Virtual en la exploración auditiva

/ Posted By: bethoyviola
23
Abr

La investigación auditiva no escapa a los avances tecnológicos de la RV. Se abre un sorprendente campo de experimentación en auge para el sector, ejemplo de ello son los experimentos desarrollados por el laboratorio de escucha y aprendizaje del Boys Town National Research Hospital de Omaha (EEUU).

Varios investigadores implementan tecnología de realidad virtual para crear en los sujetos del ensayo la ilusión (mediante simulación) de un entorno sonoro, recreando un ambiente controlado por especialistas. Al frente de estos estudios se encuentra el Dr. Dawna Lewis, director de este laboratorio.

El Dr. Lewis investiga cómo mejorar la comunicación en niños con pérdida auditiva leve en ambientes de escucha complejos, con la ayuda de la realidad virtual. Los experimentos incluyen la emisión de señales auditivas y ruido de fondo en aulas, comedores escolares, etc., evaluando de manera más efectiva la comprensión de estos entornos.

En Estados Unidos, diversos informes calculan que entre el 3 y el 5% de los niños en edad escolar tienen un cierto grado de pérdida auditiva, lo que motiva que su atención y rendimiento académico sea inferior a la media. La realidad virtual abre múltiples posibilidades experimentales para el presente y el futuro en investigaciones como ésta, además de ofrecer un enorme potencial para influir en las estrategias de la educación auditiva.

Algunas cifras
Según los expertos, este año 2017 será clave para demostrar que los usuarios hacen mayoritario el uso de la realidad virtual. Se estima la venta de 2 millones de gafas de gama alta hasta alcanzar los 20 millones de dispositivos.

En España existe un informe sobre el estado de la realidad virtual que ha sido publicado por la Fundación Telefónica, institución que cuenta con su espacio de realidad virtual en el edificio Telefónica ubicado en la Gran Vía de Madrid.

El documento cifra en 150 las compañías dedicadas en la actualidad al desarrollo de la tecnología RV, en su mayoría pymes con una facturación estimada de 45 millones de euros. Estas empresas dirigirán el 14% de sus proyectos al sector educativo y un 12% al de la salud, fundamentalmente para ser utilizadas en los dispositivos móviles.